Política

'No tomamos medidas para recibir aplausos': Iván Duque

'No tomamos medidas para recibir aplausos': Iván Duque

Desde Tierralta, Córdoba, el presidente Iván Duque respondió duro a sus críticos. En un vehemente discurso, el mandatario contestó a quienes cuestionaron la llegada de las vacunas, y de paso, a los críticos de la implementación del acuerdo de paz.

Duque aprovechó el inicio de la cuaresma para los católicos señalando que es un día muy especial porque al mismo tiempo se inició la vacunación contra el covid-19, e hizo varias reflexiones “sobre lo que somos y lo que queremos ser como sociedad”.

(Le puede interesar: Así actuará la vacuna en el cuerpo de la enfermera Verónica Machado)

En medio del acto de entrega a campesinos de los primeros contratos de conservación natural, Duque les respondió también a quienes han criticado la implementación de los acuerdos de paz, el proceso de reincorporación e insistió en la necesidad de una justicia con verdad, justicia, reparación y no repetición ‘reales’. “Este gobierno no hace política con la paz, tiene política de paz con legalidad (…) “No tomamos medidas para recibir aplausos ni para recibir galardones”, dijo.

El presidente se refirió a los avances en la reincorporación de los excombatientes y a los logros de los municipios con Panes de Desarrollo con Enfoque Territorial. “Los hechos son más elocuentes que cualquier discurso, porque este gobierno no hace política con la paz, tiene una política de paz con legalidad”.

Afirmó que con los logros de la política de paz con legalidad “no se buscan aplausos para los grandes salones, sino para atender la necesidad de los colombianos que han sufrido los estragos de la violencia”.

El mandatario sostuvo que además de las ayudas en proyectos productivos para la reincorporación también se ha puesto a las víctimas en un lugar especial brindándoles sustento digno, acceso a vivienda y programas de saneamiento y electrificación, entre otros. “Miramos al campo con un enfoque integral. Esto no es con parrafitos ni con numerales, sino con soluciones efectivas en el territorio”.

En su defensa de las acciones de su Gobierno, Duque insistió en que es con hechos como se debe hablar  y aseguró que así como la vacunación debe ser un propósito nacional, también lo debe ser la paz con legalidad.

En este punto de su discurso, Duque volvió a cuestionar a quienes hablan de grupos irregulares que han cometido hechos violentos de carácter político. “Como si hubiera asesinatos políticos, secuestros políticos, reclutamiento de menores de carácter político”, dijo el mandatario, quien insistió en que se trata de criminales.

En ese sentido señaló que es necesario que los máximos responsables de estos hechos respondan y paguen penas efectivas.

No me cansaré de decirlo, se requieren sanciones efectivas, hacer ese llamado no es interferir con ningún poder, es defender nuestra Constitución y defender nuestra ley”, puntualizó.

Más noticias de Política:





-

En ese sentido se refirió al proceso de adquisición de las vacunas lanzando punzantes dardos contra quienes lo criticaron y cuestionaron, calificando de absurdo el comportamiento de algunos “para tratar de desviar la realidad”.

“…dijeron que no había ningún acuerdo, que no había contratos, que no llegarían las vacunas, que quienes las negociaron no hablaban inglés, y algunos descaradamente, de manera absurda, dijeron que al país solamente llegarían las vacunas en 2023, pero, la verdad, los hechos son los que hablan con elocuencia”, afirmó.

Acto seguido, recordó que se conformó un grupo de expertos, y dijo que se hicieron negociaciones bien hechas y se tramitó la ley de vacunas. En este punto agradeció a los congresistas que aprobaron esa iniciativa, pero aclaró: “Hay algunos que dicen que quieren ayudar pero ni siquiera votaron la Ley de vacunas”.

Duque indicó que el inicio del proceso de vacunación en Sincelejo, Sucre, es un hecho que debe motivar al país en un solo propósito, sacr al país adelante entre todos. “No es haciendo zancadillas, no es buscando la crítica fútil, no es buscando la fractura ni apelando a la demagogia, así no se construye Colombia”.

Y agregó: “proteger la vida y la salud no es ideológico, no es ni de izquierda ni derecha ni de centro, es una realidad de sentido común. Nosotros debemos entender que esta no es una causa partidista, ni mucho menos para triunfos individuales ni para vanidades, este es un proceso colectivo que requiere la generosidad más grande”.