Política

'No tengo conflicto de interés para opinar sobre erradicación'

'No tengo conflicto de interés para opinar sobre erradicación'

La senadora del Centro Democrático Ruby Chagüi le salió el paso a los cuestionamientos que le han hecho desde algunos sectores sobre un supuesto conflicto de interés que tendría frente al tema de la reactivación de la fumigación aérea con glifosato.

Todo surgió luego de una publicación del portal Cuestión Pública en el que cuestiona que la senadora haya emitido una serie de opiniones tras la expedición por parte del Gobierno del decreto que pavimentó el camino para el regreso de la aspersión aérea con glifosato.

(Además: Así es el balance de beneficios y de impactos de la reforma fiscal)

Todo surgió luego de que el portal aseguró que el esposo de la congresista, Nicolás Saade, es representante legal de Bayer, empresa propietaria de Monsanto, compañía que produce el glifosato que se usó en Colombia para erradicar cultivos de coca en aspersiones aéreas desde el gobierno de Álvaro Uribe durante el Plan Colombia.

Mi esposo nada tiene que ver con contratos con el Estado ni tiene relación con la unidad con la unidad de fumigación

No obstante, la senadora, en diálogo con , dejó claro que "mi esposo es director comercial, pero para la unidad de consumo de Bayer en Colombia, nada tiene que ver con contratos con el Estado ni tiene relación con la unidad de fumigación".

La congresista agregó que "este es un decreto del Gobierno, aquí no se ha votado nada en el Congreso y yo como senadora estoy en la libertad para plantear mi postura"
 
Cabe aclarar que la postura de la congresista es la misma que ha tenido el Centro Democrático desde hace varios años: respaldar la aspersión aérea con glifosato.

(Vea también: John Milton, el senador que quiere ser presidente con los cristianos)

Según fuentes jurídicas del Legislativo consultadas por este diario, los cuestionamientos en este caso podrían ser de tipo moral más no habría alguna falta disciplinaria ni legal.

Aunque el decreto conocido esta semana establece cómo funcionaría la aspersión aérea con glifosato de narcocultivos en el país, aún faltan varios pasos para el regreso efectivo de la fumigación.

Por ejemplo, aún falta un requisito impuesto por la Corte: un concepto de los riesgos ambientales, que debe dar la Anla, que debe aprobar la modificación del plan de manejo ambiental (PMA) del Programa de Erradicación de Cultivos Ilícitos mediante aspersión aérea con glifosato.