Economía

Constructores de vivienda se ajustan a un punto de equilibrio más alto

Constructores de vivienda se ajustan a un punto de equilibrio más alto

El año pasado, el punto de equilibrio (P.E.) que alcanzaron las viviendas nuevas vendidas en Colombia al iniciar obra aumentó notablemente: fue del 96 por ciento, mientras que en el 2019 y en el 2018 había sido de 84 y 82 por ciento, respectivamente.

Vale recordar que este P.E. se logra al comercializar una cantidad importante de unidades sobre planos, que hacen viable el desarrollo de los proyectos.

(Además:

Ese 96 por ciento reportado por la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol) quiere decir que para comenzar obra, los bancos y los empresarios tomaron la decisión de asegurar más viviendas en preventa. De esa forma, tal como lo advierte Edwin Chiriví, vicepresidente de Desarrollo Sectorial del gremio, “evitan que haya inventario terminado y acumulado”.

Por eso, aunque alto, ese porcentaje debe leerse como algo sano para el mercado, ya que en un entorno de pandemia como el que estamos atravesando, algunas entregas están tomando más tiempo y hay consenso en que es mejor prevenir para evitar cualquier riesgo.

Camacol también advierte que en el 2020 el periodo transcurrido entre lograr el P.E. y el inicio efectivo de la construcción se incrementó en 9 meses para el segmento alto, y en 8 para las viviendas de interés social (VIS) y de rango medio.

Hablé con Sergio Marín, gerente de la constructora Marval, quien confirmó que la VIS se ha ajustado –y lo sigue haciendo bien– para salir mejor librada: “Si hay subsidios, hay cierre financiero, y eso se está logrando para nivelar cualquier afectación de las partes en este segmento”.

Sobre el tema, la Asociación Nacional de Instituciones Financieras (Anif) señala en un reciente estudio que “conforme los constructores lleguen al punto de equilibrio, se espera que en el primer semestre del 2021 el impulso de los estímulos del gobierno de los que habla Marín se refleje también en los indicadores de oferta”.

En línea con esto, el ministro de Vivienda, Jonathan Malagón, destacó esta semana el reporte de Galería Inmobiliaria sobre las ventas de vivienda de marzo: se comercializaron 21.124 unidades y la VIS, de nuevo, fue protagonista con 14.700. Esto significa que las familias están accediendo a los beneficios y que en la medida en que las ventas aumenten y se viabilicen los proyectos, se abrirá el camino para generar la oferta nueva que cita Anif.

Atado a este registro, el dato consolidado de la rotación del inventario en el 2020 sorprendió, según Camacol, con una tendencia positiva: “Una vivienda nueva duró 7,6 meses en el mercado, el mejor registro de los últimos siete años, lo que describe un positivo apetito en la demanda y una oferta equilibrada”.

GABRIEL E. FLÓREZ G.
Especial para
Twitter: @GabrielFlorezG