Vida

Rodrigo Suárez, director de la Anla, renunciará a su cargo

Rodrigo Suárez, director de la Anla, renunciará a su cargo

En medio de álgidos debates sobre el proceso de licenciamiento de proyectos mineros en Soto Norte, Santander (en el área de influencia del páramo de Santurbán, el proyecto Quebradona, en Jérico, Antioquia, se conoció que el actual director de la  Autoridad de Licencias Ambientales (Anla), Rodrigo Suárez, no estaría más a cargo de la entidad por asuntos personales.

Fuentes cercanas le informaron a que el director no ha presentado su carta de renuncia, sin embargo, dicen que es cierto que habló con el presidente Iván Duque para entregar su cargo. 

(Le puede interesar: ‘Hay empresas que no podrían garantizar una audiencia pública virtual’)

Si bien, hay ruido sobre que su renuncia está relacionada con la demora en la entrega de las licencias ambientales a proyectos que el Gobierno Nacional está impulsando, para algunos, esto no tendría mucho sentido, ya que ha sido la emergencia sanitaria la que ha provocado que las visitas técnicas necesarias para seguir con el proceso de licenciamiento no se puedan hacer. 

Al respecto, el ministro de Minas y Energía, Diego Mesa dijo en el diario La República que, "la Anla ha hecho un trabajo muy riguroso en fortalecer la institucionalidad y han logrado reducir trámites de licencias de las que son responsables. Hago un reconocimiento porque han sido muy rigurosos y con total independencia. Ese cambio que logró Rodrigo Suárez se va a mantener en el tiempo. No creo que la renuncia se haya dado por tiempos de licencia, el covid es el que ha retrasado procesos. Yo no entraría en esa especulación, en el Mininas hay una relación de respeto y trabajo con la Autoridad y no tengo ningún reparo", señaló el ministro.

Rodrigo Suárez fue nombrado director de la Anla en el 2018. Su llegada fue aplaudida por el sector ambientalista, ya que conocía el sector. Es ingeniero ambiental y sanitario. Además, desde el 2013 se había desempeñado como director de Cambio Climático en el Ministerio de Ambiente y Desarrollo Sostenible.

(También: Santurbán y el proyecto minero que intenta llegar a Santander)

Entre sus logros en la entidad, se destaca la aprobación de más de 32.000 hectáreas en compensación ambiental e inversión forzosa, y más de $326.000 millones, los cuales, según Suárez, "se destinarán en la protección, preservación, recuperación y vigilancia de las cuencas hídricas". 

Sin embargo, unas de las fuertes críticas hacía su gestión en los últimos días, ha sido la continuidad de procesos como las audiencias públicas virtuales en zonas en donde no hay conexión a internet y no hay hay acceso a medios de comunicación.

Pese a que la institución asegura haber resuelto algunos de los inconvenientes, como lo señalaron en el edicto de la entidad, que están acatando las dos órdenes judiciales que se han proferido al respecto, por lo tanto, "la audiencia se realizará el próximo primero de septiembre para avanzar en la reactivación de las aspersiones aéreas con glifosato. Y se realizarán tres reuniones preparatorias el 11, 13 y 15 de agosto", se lee en el edicto de la Anla.

Ciudadanos, abogados y ambientalistas reafirman que no se garantizará la participación efectiva de todas las comunidades afectadas, por ejemplo, de la aspersión aérea con glifosato. 

Por ahora, sin que Suárez haya presentado su carta de renuncia de manera formal, continuará en la entidad a cargo de los proyectos mineros y de hidrocarburos, que según el Gobierno Nacional, impulsarán la economía del país afectada por la pandemia. 

REDACCIÓN MEDIOAMBIENTE