Vida

Repaso por la voz del campo colombiano con radio Sutatenza

Repaso por la voz del campo colombiano con radio Sutatenza
El Centro Cultural Banco de la República revive la historia de Radio Sutatenza. Caldenses recuerdan los programas.

YAJANDRA GALVÁN

MANIZALES

"Esta es Sutantenza Bogotá HJCG, 250 kilovatios de potencia. Emisora matriz de la cadena Sutatenza de Colombia". Esa era la entradilla que escucha todos la días Fernando Giraldo Hoyos cuando tenia cinco años. Los programas que llegaron a emitirse hasta 19 horas diarias, por 40 años, tuvieron como finalidad educar al campo colombiano.

Fernando, al igual que campesinos de 900 municipios, aprendió a leer y escribir gracias a los programas educativos de esta emisora que no solo llegó por ondas radiales, sino que se plasmó en cartillas pedagógicas. "Los primeros renglones que aprendí a leer fueron en la cartilla que promocionó Sutatenza", expresó Fernando, quien ahora es locutor desde hace 30 años en la Emisora Pensilvania Estéreo y agregó que gracias a Sutatenza conservó el gusto por la radio.

Historias como las de él motivaron al literato Juan Pablo Angarita y al historiador Jorge Rojas a indagar desde el 2015 sobre el sistema educativo que implementó Sutatenza a partir de 1947, cuando el padre José Joaquín Salcedo (fundador) vio en la radio una herramienta para acercarse a los campesinos y fortalecer los índices de alfabetismo.

Esa época, el 70% de la población no sabía leer ni escribir por lo que no podían ser considerados ciudadanos y eran catalogados como malos católicos, productores, consumidores, padres y miembros de la comunidad. Por ello, nace el afán de los agricultores de querer educarse más y la radio crea cinco cartillas (Creo en Dios. Alfabeto, Salud, Número y Trabajo de la tierra) donde 2 millones de colombianos complementaron sus clases con transmisiones radiales.

Cartas

"El sistema educativo de radio Sutatenza fue innovador como medio de comunicación y sistema pedagógico. La relación que se formó entre los escuchas con los contenidos fue una continúa retroalimentación", aseguró Juan Pablo al referirse al año (1972) en el que la radio abrió la oficina de correspondencia en la que recibieron 150 mil cartas de estudiantes de 900 municipios, casi todos campesinos, en las que escribieron los avances en el proceso de alfabetización y que fueron respondidas, en su mayoría, por el padre Salcedo. "Era un proceso de construcción y de diálogos de saberes, creando comunidades a través de la cultura escrita", agregó.

Sistema de roles

El sacerdote Salcedo no fue el único en educar a los campesinos. Alrededor de él había estudiantes que fundaban escuelas radiofónicas, auxiliares inmediatos, que servían de mediadores en la comunidad; líderes campesinos, que tenían una formación de seis meses, y dirigentes que eran enviados a otras regiones a replicar el programa.

Exposición

Toda esta historia usted la podrá conocer detalladamente en la exposición Radio Sutatenza, la revolución cultural en el campo colombiano (1947-1994) que estará exhibida hasta finales de junio en el Centro Cultural Banco de República de Manizales con entrada gratis. Los horarios serán de 8:30 a.m a 6:00 p.m. de lunes a viernes y los sábados de 9:00 a.m. a 1:00 p.m. Si desea reservar visitas guiadas llame al: 8858515 ext: 6131 y 6100.

*Rosa Elena Grueso

Enseñaba lo que era la alfabetización, Estaba en contacto con los campesinos y los que madrugaban a escuchar los temas de interés.

*César Cortés

Tengo recuerdos de Sutatenza desde 1968 hasta 1970 porque mi papá alfabetizaba por medio de los programas que escuchaba en la radio.

*Carlos Ramírez

Tuvo gran impacto en la sociedad colombiana porque logró alfabetizar y nivelar la vida de las personas del campo con el desarrollo urbano que tenía el país para ese momento.

*Gloria María Medina

En mi casa se oía Radio Sutatenza. Mi abuelo, en primer lugar, y luego mi madre, recuerdo que escuchaba programas religiosos y clases de lectura.