Vida

Así trabajan los guardianes de la biodiversidad durante la pandemia

Así trabajan los guardianes de la biodiversidad durante la pandemia

Desde un principio el 2020 prometía ser un año especial para el planeta. Los países iban a presentar compromisos más fuertes para luchar contra la crisis climática. Sería el año decisivo para implementar el Acuerdo de París, ese tratado con el que países como Colombia se comprometieron a construir una sociedad más justa y sostenible. Y aunque todo cambió con la llegada de la pandemia, la naturaleza sigue siendo el centro del atención.

Mañana, por primera vez Colombia es la sede del día Mundial del Medioambiente. En esta oportunidad, la celebración girará en torno a la temática de la conservación de la biodiversidad; por lo tanto, se espera que el Gobierno Nacional comunique las principales acciones, logros y desafíos en materia ambiental. Y es que estar en la lista de los países más megadiversos del mundo exige la protección y conservación de esta riqueza.

De acuerdo con el Instituto Alexander von Humboldt, somos el segundo más biodiverso por kilómetro cuadrado, con un total de especies registradas que alcanzan las 62.125 en 91 ecosistemas. Además, tenemos el 10 por ciento de toda las especies del mundo.

Le puede interesar: Arrasaron con 75.000 hectáreas de bosque en la Amazonia colombiana

Esta celebración será completamente virtual y para participar en los seis paneles académicos sobre el futuro de la Amazonia, Economía Circular, Negocios Verdes, Biodiverciudades, Biodiversidad y Pandemia y Calidad del aire y salud, es necesario ingresar a la plataforma oficial www.worldenvironmentday.global/es y la página del Ministerio de Ambiente www.minambiente.gov.co.

Esta fecha especial para el país, también será la oportunidad para hablar de quienes, con pocos recursos y las dificultades que implican una pandemia global, siguen vigilando y monitoreando nuestras biodiversidad. Hombres y mujres que batallan contra el tráfico de especies silvestres impulsan la conservación en zonas remotas y protegen, con su vida, los bosques de la tala y quema.

También: Día de la biodiversidad: en el 2020 se han descubierto 19 especies

La alta montaña se adapta

Desde hace cinco años, un grupo de campesinos y campesinas, guardianes de la alta montaña en los páramos de Chingaza, Sumapaz y Guerrero, han trabajado por fortalecer su capacidad de amortiguación y regulación hidrológica.

Con la ayuda del Ministerio de Ambiente y Conservación Internacional - Colombia, han logrado implementar medidas de adaptación al cambio climático que incluyen restauración ecológica, sistemas silvopastoriles, apicultura y agroecología. Pese a la pandemia, siguen cuidando del páramo, mientras garantizan su seguridad alimentaria e ingresos económicos con los cultivos en invernaderos. Además, siguen monitoreando el clima en sus fincas.

Recuperar y liberar

El aislamiento obligatorio ha permitido que los colombianos se reconcilien con la naturaleza. Sin embargo, persiste el tráfico de fauna. Las tortugas (charapa, hicotea y terecay) son las especies que encabezan la lista de entregas voluntarias, y las aves (loros, currucutú común y caracara chimachima) las más decomisadas. Detrás de esto están las Corporaciones Autónomas Regionales.

En lo que va de la cuarentena, estos funcionarios, con la ayuda de la Policía, han recibido 11.958 individuos. De estos, 7.794 corresponden a entregas voluntarias y 4.164 corresponden a decomiso. Del total de la fauna entregada o decomisada, 6.974 animales han sido devueltos a su hábitat natural o reubicados luego de un proceso de rehabilitación.

Loro

Los loros encabezan la lista de especies más decomisadas en esta cuarentena.

Guardaparques

Mientras los colombianos se encuentran en cuarentena a causa del nuevo coronavirus, los Guardaparques de Parques Nacionales Naturales de Colombia continúan garantizando la conservación de las 62 áreas protegidas que administra la entidad ambiental, las cuales suman un total de 17’466.973 hectáreas en el territorio nacional. Pese a los problemas de orden público y la emergencia sanitaria, más de 1.200 guardaparques entre hombres y mujeres protegen los bosques de la deforestación, que, según la Fundación para la Conservación y Desarrollo Sostenible, este año perdimos 8.096 hectáreas en áreas protegidas.

Guardaparques cuidan  los parques en cuarentena

Guardaparques cuidan los parques en cuarentena.

Conservación en la finca

La vida de la rana Atelopus lozanoi, una especie endémica que desapareció a comienzos del siglo de Colombia no ha sido fácil. El único lugar en el mundo que escogió para vivir fue el Parque Nacional Natural Chingaza; sin embargo, poco a poco su presencia escaseó, acosada por los daños ambientales y las enfermedades.

Entre los años 1998 y finales del año 2000 desapareció. Pero el 4 de septiembre del 2016 reapareció en zona rural de Choachí, dentro de la vereda Maza y en un terreno de propiedad de Carlos Ríos, un habitante de la zona que desde ese momento, y hasta hoy, se ha transformado en su más férreo protector, apoyado por su familia y la fundación Wildlife Conservation Society (WCS).

Rana

Rana Atelopus lozanoi, una especie endémica de Colombia.

REDACCIÓN MEDIOAMBIENTE