Tecnología

Rusia bloquearía usuarios que compartan "contenido ilegal" en la red

Rusia bloquearía usuarios que compartan

Un grupo de legisladores rusos (pro-Kremlin) presentó un proyecto de ley que permitiría a las autoridades bloquear a usuarios de correo electrónico o de mensajería en línea que distribuyan "contenidos prohibidos".

Según los ponentes del proyecto de ley, es necesaria su aprobación dada la oleada de falsas amenazas de bomba que se han venido produciendo en Rusia durante los últimos años.

De aprobarse la ley, Roskomnadzor, como se le conoce al organismo de control y supervisión de la comunicaciones, que incluye a los medios masivos y medios electrónicos, podría solicitar a los proveedores de servicios de internet  bloquear en un plazo de 24 horas a los usuarios que difundan contenidos que el organismo de control considere como ilícitos.

Es más efectivo bloquear completamente a un usuario y no los mensajes individuales enviados por él

En efecto, si las empresas no cumplen con esta ley podrían enfrentarse a una multa de 1 millón de rublos (15.350 dólares).

Por su parte, los autores de la ley consideran que es más efectivo "bloquear completamente a un usuario y no los mensajes individuales enviados por él", tal como lo aseguró el parlamentario Andrey Klishas, conocido también por ser coautor del proyecto de ley de "Internet Soberano".

Antecedentes

En los últimos cinco años, Rusia ha propuesto leyes más estrictas que exigen que los motores de búsqueda eliminen algunos resultados de búsqueda, obligan a los servicios de mensajería a compartir claves de cifrado con los servicios de seguridad y hacen que las redes sociales almacenen los datos personales de los usuarios rusos en servidores dentro del país.

El Kremlin dice que está tratando de proteger la integridad de su segmento de internet. Sin embargo, los opositores del gobierno ruso temen que las autoridades utilicen la seguridad como pretexto para aumentar la vigilancia en línea, e incluso la censura.

Para convertirse en ley, el proyecto debe ser aprobado por tres votos en la Cámara Baja del Parlamento antes de ser enviado a la Cámara Alta para su aprobación y luego firmado por el presidente Vladimir Putin.

REUTERS