Política

El congresista que se casó y solo tuvo invitados por Facebook

El congresista que se casó y solo tuvo invitados por Facebook

Durante cuatro meses el congresista por Cambio Radical, Erwin Arias Betancur, y su novia soñaban con llegar al altar para unir sus vidas para siempre. Luego de tres años de relación, el Representante le propuso matrimonio y desde entones empezó la travesía para tener la boda soñada.

Sin embargo, tres meses después llegó la pandemia del coronavirus a Colombia y sus planes cambiaron radicalmente.

"Teníamos planeada una boda muy bonita en la catedral de La Dorada, Caldas, íbamos a hacer la celebración en una finca, había invitado a mis colegas y estábamos muy contentos por poder contar con su compañía", le dijo el recién casado a .

(Le puede interesar: Las reglas de juego para el confinamiento de 19 días)

Sin embargo, tan pronto se conoció el primer caso de coronavirus en el país, el presidente Iván Duque ordenó cancelar todos los eventos de más de 500 personas. Hasta ese momento, ellos guardaban la esperanza de realizar la boda como la habían planeado, pues tenían 250 invitados, entre los que estaban el ministro de Salud, Fernando Ruiz, y el excandidato presidencial, Germán Vargas Lleras.

Pero días después, llegó un nuevo anunció del jefe de Estado: restringieron los eventos de más de 50 personas. "Teníamos dos opciones, o aplazar la boda o decidíamos casarnos, y para nosotros lo más importante era recibir el sacramento", aseguró.

Pero las medidas se fueron volviendo más drásticas cada vez. En Bogotá se anunció un simulacro de aislamiento preventivo. "Así las personas ya no iban a viajar de un lado a otro". 

En ese momento, les dieron la noticia de que no podrían hacer la boda en la iglesia donde tenían pensado casarse.

Sin embargo, sus planes continuaron en pie. La boda se realizó este sábado al medio día en la capilla del conjunto residencial en el que viven, en La Dorada, Caldas. La novia llegó con su padre, vestida de blanco, una hora después de la hora estimada y caminó hacia el altar.

De 250 invitados pasaron a diez: sus padres, los padrinos, el Padre y dos niños.

Pero ellos no fueron los únicos que asistieron, por petición de sus amigos, transmitieron la ceremonia a través de Facebook Live y estuvieron acompañados por casi 2.000 personas, muchos de ellos, 'asistieron' sin invitación. Y ya cuenta con más de 12.000 reproducciones.

"Se conectó casi que todo el pueblo de La Dorada y personas de Manizales", señaló. Fue una boda muy concurrida, pero por Internet.

(Lea también: Alerta por el coronavirus logró una pausa en la polarización política)

Arias asegura que así era la boda soñada de su esposa. "Solo con la familia,  que fuera al medio día y un almuerzo con los más cercanos. Pero por mi trabajo yo había ampliado eso a que fuera una fiesta. Pero nosotros siempre estuvimos muy unidos en que lo más importante era el sacramento".

Boda congresista

Después de la boda.

Foto:

Cortesía Erwin Arias

Boda congresista

En la boda solo hubo 10 personas.

Foto:

Cortesía Erwin Arias

"Incluso yo le había dicho que si la Iglesia prohibía y cerraban todo nos llevamos al Padre y nos casamos solitos", cuenta entre risas.

Aunque están muy felices por la boda, asegura que en el proceso tuvieron muchos sentimientos. "Fueron sentimientos encontrados, estuvimos estresados, cada día era a la expectativa por los obstáculos, y nosotros luche y luche. Yo creo que aquí el amor está por encima, así sea en tiempo difíciles", aseguró el congresista.

Al concluir la ceremonia y la pequeña celebración se fueron a su hogar. No a alistar maleta para la luna de miel, sino a la cuarentena. "Esta es la primera luna de miel en cuarentena", dice mientras se ríe.

Por ahora, el plan de ir a Fátima y a Madrid, España, para pasar su luna de miel en Semana Santa está postergado.

Finalmente, aún no saben si les van a devolver el dinero que habían dado para la boda planeada, pero eso no les 'quita el sueño', lo dejarán para después. Además, dice que con el dinero que no invirtió en la fiesta "voy a dar unos mercados a las familias que no pueden salir a vender".En todo caso, ha llegado la época de las bodas virtuales, mientras pasa la crisis por el coronavirus.

Vea la boda aquí: 

LUISA MERCADO
REDACCIÓN POLÍTICA
Twitter: @LuisaMercadoD