Política

Cinco noticias que hoy les causan vergüenza a los colombianos

Cinco noticias que hoy les causan vergüenza a los colombianos

El registro en video de la estremecedora muerte de Andrés Carvajal Escobar, de 27 años, apuñaleado sin que nadie lo socorriera es el caso más inquietante con el cual el país inicia esta semana. Sin embargo, hay otros sucesos que muestran la ausencia de humanismo, solidaridad y decencia que deberían invitarnos a cuestionarnos como sociedad. Veamos cuáles son esas noticias de este lunes.

1. Morir en cámara. A Andrés Carvajal Escobar, de 27 años, hincha del América, se le va la vida ante los lentes de las cámaras, en el Valle. Ha sido pateado y apuñaleado por varios seguidores del Deportivo Cali. El autor de la herida mortal tiene apenas 15 años. La víctima hace esfuerzos por sobrevivir. Nadie, sin embargo, lo ayuda. Al contrario, encienden sus teléfonos celulares para grabar el suceso. No hay un gesto de elemental humanismo para socorrer a un ser humano cuya vida expira y que en instantes apenas será un registro viral.

(Le puede interesar: Agresor de hincha del América tiene 15 años y aceptó su culpabilidad)

Hincha del América asesinado por hinchas del Deportivo Cali

En el lugar de los hechos varios policías se encuentran registrando la escena.

2. Otro líder social asesinado. ¿Cuántos van? ¿Quién dispara? ¿Por qué? Las preguntas aumentan y escasean las respuestas. En las últimas horas cayó uno más. Distintas organizaciones sociales y de derechos humanos suman 35 en lo que va corrido de este año. Se llamaba Efrén Ospina Velázquez, y es el tercer líder social que cae bajo las balas en el conflictivo departamento de Norte de Santander, en lo corrido de 2020. Los hechos se presentaron la noche de este sábado en su finca ubicada en el sector La Carbonera, municipio de Tibú. Ospina, cuentan sus afligidos vecinos, era un líder comunal que hacía parte del programa de restitución de cultivos ilícitos en el Catatumbo.

En su labor, el hombre logró unir a varios campesinos en pro de la erradicación manual. La ONU, a través de su cuenta de twitter, lamentó lo sucedido y publicó un mensaje cuyo eco ya se había escuchado en otros casos. "Expresamos nuestra solidaridad y condolencias a la familia del líder asesinado, a sus amigos y comunidad. Instamos a las autoridades a esclarecer el homicidio y a adoptar medidas de protección a la población en este sector.

3. La justicia por su propia mano. A esta hora, un adolescente se debate entre la vida y la muerte. ¿Su pecado? Iba en su bicicleta y se estrelló contra un carro de una firma de valores. El conductor sintió que lo iban a robar y sin dudarlo se bajó y le pegó al muchacho un tiro en la cabeza. En la Unidad de Cuidados Intensivos del Hospital La Misericordia se encuentra el joven de 17 años. Su padre pide a Dios que no se lo lleve. El conductor, por su parte, argumenta que obró en legítima defensa. El caso del médico que mató a tres asaltantes y que recibió la ovación general no puede hacer escuela.

4. Dañar al otro para ganar. Ha caído un torrencial aguacero en Bogotá. Los conductores se arman de paciencia para atravesar las vías anegas, mal parcheadas, deterioradas y sin tapas de las alcantarillas. De pronto, un vehículo se detiene en la avenida Carrera 68 sentido norte sur, entre la calle 13 y las Américas. Se pinchó. El conductor que lo seguía también. El siguiente igual. Medio centenar de carros han sido afectados. Se trata de un elemento puesto en el asfalto de manera adrede. No es la primera vez que esto ocurre en Bogotá. En el pasado se ha comprobado que desde los montallantas cercanos se hace este daño para ofrecerse al instante como buenos samaritanos y brindar su ayuda. Conmueve ver a familias enteras, con los cuatro neumáticos destrozados sin saber por qué.

(Lea también: Pinchada masiva en la avenida Carrera 68: más de 30 carros afectados)

5. Del cine a Medicina Legal. ¿A qué horas ese plan familiar tan placentero se convirtió en un problema? Cada vez son más frecuentes las discusiones por el uso grosero de algunos espectadores de los teléfonos celulares. Pero lo que trascendió, en las últimas horas, de lo ocurrido en Bogotá es el colmo de la intolerancia y del machismo rampante. Una mujer fue agredida por un hombre después de que le pidiera que no le pateara la silla en plena función del 24 de enero. Según el relato de la víctima, cuando trataron de buscar a seguridad, el agresor la empujó por las escaleras y se fugó. La persona salió de la sala en donde se exhibe ficción para ir a la dura realidad de Medicina Legal en donde le diagnosticaron la fractura en dos costillas.