Nacional

Tras 23 días de huelga, Cerrejón y Sintracarbón siguen divididos

Tras 23 días de huelga, Cerrejón y Sintracarbón siguen divididos

Se completan 23 días de huelga en la mina de carbón de Cerrejón por parte de los trabajadores agremiados al sindicato mayoritario de Sintracarbón.

Las diferencias y las posiciones se mantienen en el mismo punto que iniciaron. Muy a pesar de que las partes han manifestado su interés de diálogo, no han vuelto a sentarse en la mesa de negociación. Más de 10 mil trabajadores directos e indirectos se encuentran cesantes y las pérdidas superan los 161 mil millones de pesos en todo este tiempo.


La semana anterior se pensó que podría haber un acercamiento con la intermediación del ministerio de Trabajo, que se comprometió a establecer una hoja de ruta para abordar las mesas de diálogo que permitan buscar una salida al conflicto laboral. Cerrejón y Sintracarbón enviaron sus observaciones al documento elaborado por el ministerio y la cosa quedó allí.

El pasado domingo el ministerio propuso arrancar las mesas de diálogo para este 23 de septiembre. Sin embargo, en la comunicación advierte que falta la respuesta de Cerrejón.

Mientras tanto, la presidenta de Cerrejón Claudia Bejarano, ratificó este lunes la necesidad de transformación que requiere la carbonera para asegurar su supervivencia y habló sobre la negociación.

Huelga Cerrejón

Aspecto de las protestas en Cerrejón.

Bejarano, señala que en esta negociación se tiene que hablar del pliego de peticiones que presentó el sindicato y de la denuncia presentada por ellos. Además, reitera que Cerrejón ha ofrecido mantener los excelentes beneficios que aplican a todos los trabajadores junto a sus familias y que superan al resto del departamento y están entre los mejores del país.

“El sindicato ha presentado propuestas que incrementan el monto de los beneficios actuales e incorporan nuevos artículos a la convención colectiva. A demás ha condicionado la firma y el acuerdo, a que la compañía desista de implementar un nuevo turno. El cambio de turno es una decisión administrativa, necesaria para la supervivencia de la empresa en el corto, mediano y largo plazo y por lo tanto no está sujeta a la negociación colectiva de trabajo”, indicó.

Claudia Bejarano es una mujer pujante que ha logrado sobresalir en un sector donde las mujeres tienen poca participación.

Claudia Bejarano mantiene firmes las medidas de la empresa.

A lo que el presidente de Sintracarbón Igor Díaz, responde señalando que es cierto que a este pliego 6 puntos nuevos, de discusiones de ley que Cerrejón debe aplicar, “por supuestas interpretaciones no lo ha permitido y como no ha querido lo hemos incluido en el pliego, para que en los mismos términos de ley queden como obligatorios, pero no es nada adicional, solo exigir el cumplimento de la norma”.

Díaz, señala además, que han solicitado ajustes a puntos que siempre se han ajustado al IPC y la empresa hoy propone congelar todos los valores hasta el 2022, por lo que le han planteado revisar esa progresividad para colocarse de acuerdo, “nunca hemos estado cerrado a ninguna posición”, sostiene.

“El turno lo incluyó la compañía en esta negociación y afecta varios puntos de la colectiva y por razones obvias para nosotros hace parte de esta discusión en la negociación y para levantar la huelga debe haber una salida al tema del turno de trabajo. Si nos sentamos hay posibilidades”.

El turno lo incluyó la compañía en esta negociación y afecta varios puntos de la colectiva y por razones obvias para nosotros hace parte de esta discusión en la negociación...

Aparte del impacto directo que la huelga ejerce en la producción y en la reducción de la capacidad de exportación de la multinacional, también abre paso para que otros competidores entren al mercado conquistado por Cerrejón, uno de ellos son los productores australianos quienes están llegando a Turquía, uno de los mercados naturales de la carbonera.

La carbonera anunció además que este año la meta inicial de producción estaba estimada en 26 millones de toneladas, pero los impactos de la pandemia de la covid-19 y de la huelga hicieron que fuera reducida a 20 millones de toneladas.
La huelga también comienza a sentirse entre los comerciantes locales, en especial los que habitan en el sur de La Guajira, quienes han visto reducidos sus ingresos, justo cuando comenzaban a retomar sus actividades tras la cuarentena por la pandemia.

Eliana Mejía Ospino
Especial para El TIEMPO
Riohacha