Nacional

Médica denuncia agresión racista en un almacén en Cali

Médica denuncia agresión racista en un almacén en Cali

La médicas Íngrid Hurtado, vinculada a una institución pública, dice que las ofensas empezaron cuando en el recorrido por el establecimiento se acercó a otra mujer que le dijo "no te me acerques n... asquerosa".

Los incidentes se presentaron hacia la 1:00 de la tarde del viernes en un almacén del barrio Santa Mónica Residencial, en el norte de la capital del Valle del Cauca.

De acuerdo con Hurtado, fue agredida en forma verbal por otra clienta y sostiene que eso se poresentó cuando se le acercó en uno de los corredoresd del establecimiento.

Hurtado, de 30 años, nacida en Buenaqventura, quien se desempeña en el área de emergencias, dice que iba a buscar unos materiales para la remodelación de su vivienda y unos juguetes para su hija.

"Es triste ver....que en el siglo en el que estamos todavía exista tanto racismo....el hombre estaba furioso que porque a la entrada del almacén me tocó explicarle a la vendedora que era médica cuando me preguntaron los datos.... Y me gritaban vos no sos ninguna médica, que vas a ser vos negra hp y muchas otras palabras soeces... Denigrantes", dijo.

Pese a la sorpresa, Hurtado señaló que procuró mantener la calma pero la mujer y quien sería su pareja le gritaron "¡Vos qué médica vas a ser! ¡Lárgate de acá, asquerosa!’

"Yo miré para los lados porque pensé que no era conmigo, pero ella me dijo sí es con vos. Le pregunté que, entonces, por dónde podía caminar y le  dije que si no quería que se le acercaran no debía ir a un centro comercial", aseguró Hurtado.

La médica recuerda que "yo temblaba. El hombre se me puso de frente como cuando los hombres van a pelear y acercan sus cabezas".

Contó que el hombre "se fue a buscar mi carro según él para dañarlo y cogerle las placas porque me. Iba a levantar.... Yo la verdad no me deje... También le dije todas las palabras q me sabía por q no soy mártir."

Hurtado escribió que "la eaposa se reía mientras él me gritaba cosas horribles y me pasaba el brazo por la cara y me gritaba que él era blanco y yo era una negra....que mirara su color y mirara el mío, O sea fue horrible, de verdad, que en ese momento pensé: porque me pasa esto a mi! La verdad es que ha sido la manifestación de racismo más fea que he vivido" 

La Policía llegó y la pareja se fue en una camioneta de color gris.
.
La médica dijo que se decidió a elevar la denuncia porque tiene temor y critica que la administración del negocio no intervino para defender sus derechos como ser humano y profesional de la salud.