Nacional

Indígenas de Chocó podrían recibir atención en salud en Risaralda

Indígenas de Chocó podrían recibir atención en salud en Risaralda

Los departamentos de Risaralda y Chocó están definiendo los detalles de una alianza estratégica para atender a la población indígena en materia de salud que se encuentra ubicada en el territorio chocoano pero geográficamente, están más cerca de Risaralda.

Factores como la distancia y el alto costo del transporte dificultan el acceso a los servicios de salud de estas personas, en especial los niños.

Javier Darío Marulanda, secretario de Salud de Risaralda, mencionó que “la atención en salud no debería tener fronteras, estamos hablando de un tema de accesibilidad. Es una población dispersa (los indígenas chocoanos) y que, incluso está más cerca de los servicios de salud de Risaralda. Han venido sufriendo la prestación de estos servicios”.

La comunidad indígena tiene una alta expectativa de que este convenio se pueda concretar para así mejorar su calidad de vida, disminuir el tiempo de transporte desde los resguardos indígenas, entre ellos los del Alto Andágueda, Gitó Dokabú y Unificado Chamí del Río San Juan, zona limítrofe con el departamento de Risaralda, hasta los centros asistenciales en el vecino departamento.

Según el censo de 2018, en Risaralda habitan actualmente 48.117 personas que conforman la población indígena.

Por ahora, Marulanda indicó que se está realizando un diagnóstico de qué necesidades primordiales tienen estas comunidades, cuál sería la ubicación geográfica apropiada para la prestación del servicio de salud, por ahora, se estarían atendiendo en los municipios en el hospital de Pueblo Rico, el centro de salud que aún no opera en el corregimiento de Santa Cecilia y algunas unidades móviles.

El pasado 8 de febrero se cumplió la primera reunión técnica del hospital de cuarto nivel para el Eje Cafetero y Chocó. El encuentro contó con la presencia de los secretarios de Salud de Quindío, Chocó, Risaralda, la Dirección Territorial de Salud de Caldas y la Fundación Universidad del Valle quienes están avanzando en los estudios para que sea una realidad regional el hospital de cuarto nivel.

Esto debido a que en la región no hay una infraestructura médica para atender la población, que, en los últimos dos años, cerca de 1.800.000 habitantes de la región tuvieron que desplazarse a otros departamentos a recibir procedimientos de alta complejidad.

El secretario de Salud del Chocó, Carlos Tirso Murillo, aseveró que “se va a trabajar para llegar a buen término, porque uno de los mayores obstáculos es la ubicación geográfica y por esto el acompañamiento médico no llega con facilidad”.

Respecto al paro anunciado por el Ejército de Liberación Nacional (Eln), a partir del viernes pasado y hasta hoy, comunidades indígenas que se encuentran ubicados en Pueblo Rico y Mistrató, Risaralda, pero que limitan con el Chocó, no saldrán para cuidar su integridad a no ser que sea una emergencia médica, además de señalar que han sido víctimas de amenazas y hostigamientos por parte de este grupo armado.

NATALIA CHAVERRÍA

PEREIRA