Nacional

Diócesis de Valledupar defiende trabajo de congregación cuestionada

Diócesis de Valledupar defiende trabajo de congregación cuestionada

La comunidad católica de las parroquias San Pedro Apóstol y María Auxiliadora de Valledupar cerraron filas en torno a los presbíteros Ángel Millan de la Torre y Yony Emel Trillos Paéz, quienes hicieron parte de la Asociación de Fieles ‘Seminario del Pueblo de Dios’, fundada por Francesc Casanovas, en España, congregación atrapada en un reciente escándalo, luego de que el Vaticano ordenara el cierre del seminario y se iniciara un investigación, ya que, al parecer, algunos sacerdotes y laicos de esa hermandad, desarrollaran prácticas contra doctrinas de la iglesia.

“Ellos han venido prestando, con mucha generosidad, diversos servicios donde se destaca, en primer lugar, el trabajo con la pastoral juvenil. En segundo lugar, han transformado positivamente a la comunidad de estos sectores y han contribuido en la construcción de estas parroquias, que son iglesias vivas, comprometidas con el apostolado”, aseguró el vicario de pastoral de la Diócesis de Valledupar, Jesús Alberto Torres.

En Valledupar, el hecho adquirió matiz relevante por noticias de las investigaciones y porque ‘Seminario del Pueblo de Dios’ tuvo presencia en Valledupar durante 27 años, luego de un viaje a España del entonces obispo de la Diócesis, monseñor Agustín Valbuena.

“En esa época, monseñor conoció al laico francés Casanovas, quien, inspirado por el Espíritu Santo, decidió reunir a varios laicos y formar una comunidad cristiana en la que también había sacerdotes, laicos casados y solteros, que buscaban la unidad y el amor de Dios. Entonces, el obispo los invitó a que vinieran a la Diócesis de Valledupar a colaborar con la formación de los jóvenes, ya que ellos siempre pretendieron vivir las virtudes cristianas y realizar su apostolado”, recuerda el sacerdote.

El ‘Seminario del Pueblo de Dios’ se estableció en Valledupar en 1990, tras la llegada de los sacerdotes españoles Manuel Sarradel y Ángel Millán de la Torre. El primero terminó siendo el primer rector del Seminario Juan Pablo Segundo y párroco de la Iglesia María Auxiliadora. Hace una década retornó a España; Millán, actualmente, es el párroco de la iglesia de San Pedro, localizada al suroriente de Valledupar, donde, inicialmente, funcionó el ‘Seminario del Pueblo de Dios’, y ha sido el profesor de Biblia.

Con ellos hizo su formación sacerdotal, Yony Emel Trillos Paéz, vallenato que ha estado ejerciendo su ministerio en la parroquia María Auxiliadora y actualmente es el profesor de liturgia del Seminario Juan Pablo II de Valledupar.

“De la mano de ellos también vinieron otros laicos y reconocemos que tienen un testimonio de vida sacerdotal muy ejemplar ya que han cumplido una labor excelente en unión con la iglesia y han manifestado su amor por la gente de la región, tanto que el fruto del trabajo que ellos han venido realizando se ven en las parroquias que han fundado en el trabajo con los jóvenes, además, han fortalecido el trabajo académico del seminario con un aporte espiritual muy valioso y sano”, sostiene.

En el 2017, el actual obispo de la Diócesis de Valledupar, monseñor Óscar José Vélez, disolvió a la comunidad del ‘Seminario’ y solicitó a los sacerdotes que formaban el seminario a que se incorporaran a las Diócesis o Arquidiócesis. Entre tanto, los laicos, que también hacían parte de esta asociación, quedaron libres para ubicarse laboralmente donde quisieran, pero sin ningún vínculo comunitario.

'Sacerdotes ejemplares'

“La Diócesis lo que hizo fue acoger la orden dada por el Arzobispado de Barcelona (España), porque en realidad, nosotros nunca tuvimos ninguna queja de ellos. Sin embargo, los sacerdotes que estaban aquí, la Diócesis los acogió porque con ellos lo que tenemos es un sentimiento de gratitud, por eso seguimos trabajando de manera articulada, ya que tampoco hemos visto ningún error doctrinal o algún comportamiento indecoroso, ¡al contrario, son sacerdotes ejemplares!”, aseguró el vicario Torres.

A pesar de que en Valledupar no reposan denuncias en contra de la extinta comunidad, en España, algunos miembros de la Asociación de Fieles ‘Seminario del Pueblo de Dios’, sí están siendo investigados en torno a sus opiniones doctrinales y su aplicación a la vida cristiana por parte de la Congregación para la Doctrina de la Fe, a través de un tribunal eclesiástico constituido en la Diócesis de Vic (Barcelona, España) quien decidido suspender de manera preventiva del ejercicio público del ministerio, pero no el ejercicio privado, a los clérigos investigados.

“Esa es una investigación de la cual a nosotros no nos han enviado ningún comunicado. En igual sentido, tampoco nos han formulado ni enviado ningún tipo de cuestionario. ¡Absolutamente nada! En el fondo lo que demuestra, es que en la Diócesis de Valledupar los que vinieron del ‘Seminarios del pueblo de Dios’ han trabajado de manera ejemplar. De momento, no sabemos nada de lo que ha sucedido en España’, puntualizó el Vicario.

Ludys Ovalle Jácome
Especial para
VALLEDUPAR