Nacional

Conmoción por masacre de cinco jóvenes en el oriente de Cali

Conmoción por masacre de cinco jóvenes en el oriente de Cali

El asesinato de cinco jóvenes, entre ellos menores de edad, con edades entre 12 y 18 años, fue confirmado esta noche por las autoridades en la capital del Valle del Cauca.

Hasta ahora no se ha detallado si el múltiple crimen se presentó en el mismo sitio, pero estarían relacionados con muchachos del llamado barrio Llano Verde.

En el atardecer del martes empezaron rumores soibre un hecho de violencia en Llano Verde, que hace parte de la comuna 15, en un extremo del Distrito de Aguablanca.

Allegados de tres menores reportaban que les habían perdido su rastro. Pasadas las 8:00 de la noche algunas personas reportaron a las autoridades la presunta presencia de unos cadáveres en una zona baldía, a la altura del puente que conduce al antiguo vertedero de basuras de Navarro, extremo oriental de la ciudad.

La confusión reinaba anoche sobre lo ocurrido. Unas versión indicaba que primero fueron asesinados dos muchachos hacia las 4:00 de la tarde y luego se produjo la muerte de tres más.

Hacia las 11:00 de la noche el alcalde Jorge Iván Ospina escribió "tengo que informar a la comunidad que desafortunadamente acaba de ocurrir una masacre , 5 fueron los fallecidos, algunos menores de edad , en el barrio Llano Verde. Nos dirigimos al sitio".

La presidenta del Concejo, Audry María Toro, dijo que "la masacre en inmediaciones de Llano Verde, es un hecho atroz que nos debe unir en una sola voz de rechazo al terrorismo. Desde el Concejo de Cali expresamos nuestra solidaridad con las familias de las víctimas y exhortamos a las autoridades a capturar a los responsables".

Las víctimas corresponderían al sector de Llano Verde, que nació como una ciudadela y ha estado en distintas apuestas para convertirlo en un sector de esperanza para sus habitantes.

(Lea también: https://www.eltiempo.com/colombia/cali/espana-colombiana-salio-a-recibir-flores-y-la-quemaron-con-acido-527926 )

En el sector se localizan unas cuatro mil familias, entre las que se encuentan numeroas personas reubicadas de sectores vulnerables y reinsertados de grupos armados.