Mundo

EE.UU. planea operación para escoltar buques en el golfo Pérsico

EE.UU. planea operación para escoltar buques en el golfo Pérsico

El Pentágono dijo este jueves que está planeando una coalición internacional para escoltar a los buques comerciales en el Golfo, después de que Reino Unido denunció que Irán intentó "impedir el paso" de un navío británico en el estrecho de Ormuz.

La tensión en torno al estrecho de Ormuz se agudizó en las últimas semanas desde los ataques de origen desconocido contra petroleros, por lo que EE. UU. propuso dar protección a los buques que transitan por ese paso, por el que transita casi un tercio de los envíos marítimos de crudo.

El general Mark Milley, nominado para el cargo de jefe de Estado Mayor Conjunto del Pentágono, dijo ante el Senado este jueves que EE. UU. tiene "un rol crucial" para reforzar la libertad de navegación en el golfo Pérsico.

"Creo que estamos tratando de hacer esto con la coalición para, en conjunto, proveer de una escolta militar y naval los envíos comerciales", indicó el militar, que dijo que esta operación comenzaría "en las próximas semanas".

Buque de Irán

El 'Grace 1' fue capturado frente a las costas de Gibraltar, situado en el extremo sur de la península ibérica, tras una operación que Irán tildó de acto de "piratería" en alta mar.

Tres barcos iraníes intentaron el miércoles por la noche "impedir el paso" de un petrolero británico, el British Heritage, en el estrecho de Ormuz, explicó el gobierno británico, unos días después de que Reino Unido interceptó un petrolero iraní en Gibraltar.

La Royal Navy tuvo que intervenir entonces desplegando una fragata para acudir en ayuda de este petrolero propiedad de BP Shipping, filial de transporte petrolero del gigante BP, dijeron las autoridades.

"El 'HMS Montrose' se vio forzado a posicionarse entre los barcos iraníes y el 'British Heritage' y a emitir una advertencia verbal a los barcos iraníes, que se dieron la vuelta", añadió.

La confrontación se produce en un momento de agudización de las tensiones entre
EE. UU. e Irán, a quien el presidente estadounidense Donald Trump advirtió que las sanciones podrían incrementarse "sustancialmente".


Irán negó inmediatamente cualquier incidente con un navío en las últimas 24 horas. Hace una semana, Reino Unido interceptó a un petrolero iraní en Gibraltar y este jueves la policía del enclave detuvo al capitán y a un oficial del buque acrecentando las tensiones.

El miércoles el presidente iraní, Hasan Rohani, amenazó a Londres con "consecuencias" tras la intercepción del buque. El 'Grace 1' fue capturado frente a las costas de ese territorio británico, situado en el extremo sur de la península ibérica, tras una operación que Irán tildó de acto de "piratería" en alta mar.

Presidente Hasán Rohaní

El presidente de Irán, Hasan Rohaní, advirtió a EE. UU. y Reino Unido de graves consecuencias tras la detención de un petrolero persa.

Estados Unidos, Reino Unido y Francia mantienen una presencia naval en el Golfo, pero una fuente oficial francesa dijo que por el momento el país no tenía planeado expandir su flota.

Los medios británicos indicaron que un posible despliegue de más naves de la Armada estaba "bloqueado" en los consejos de gobierno.

Altos mandos estadounidenses ya habían expresado que Washington quería formar una "coalición" marítima internacional que garantice la libertad de navegación en el Golfo.

"Creo que probablemente durante las dos o tres próximas semanas determinaremos cuáles son los países que tienen la voluntad política de respaldar esta iniciativa, y después trabajaremos directamente con los militares para identificar las capacidades específicas que sostendrán este proyecto", explicó el martes el general Joseph Dunford, jefe del Estado Mayor de los ejércitos estadounidense.

Estamos tratando de hacer esto con la coalición para proveer de una escolta militar y naval los envíos comerciales

Estados Unidos tiene apostada en Baréin a su Quinta Flota.

Washington se retiró del acuerdo internacional firmado en 2015 sobre el programa nuclear iraní, al acusar a Teherán de desestabilizar la región, y volvió a imponer duras sanciones contra Irán, especialmente contra sus exportaciones de petróleo, a la vez que afirmó que no deseaba la guerra con la República Islámica.

Buque de la marina de EE.UU

El gobierno de EE. UU. tiene desplegado el destructor de misiles guiados USS Bainbridge (DDG 96) de la clase Arleigh Burke en el Mar Arábigo.

La escalada de las tensiones complica los esfuerzos de los europeos para salvar el acuerdo con Irán, en un momento en que Teherán anunció que aumentó el enriquecimiento de uranio para presionar las negociaciones.

Rusia acusó este jueves a EE. UU. de intentar a propósito acentuar las tensiones en la región, donde Moscú dice temer una "confrontación directa".

"Washington ha hecho todo lo posible para que esta crisis, esta agravación, persista", afirmó el viceministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguéi Riabkov, citado por la agencia de noticias estatal Ria Novosti.

AFP