Economía

Tecnología financiera que ayuda a empresas y personas en la pandemia

Tecnología financiera que ayuda a empresas y personas en la pandemia

Si algo ha puesto al descubierto la pandemia del covid-19, ha sido la urgencia de la gente de soluciones innovadoras, seguras, efectivas y económicas a necesidades como hacer compras, enviar dinero, trabajar o estudiar en casa; pagar obligaciones, tomar un inmueble en arriendo; hacer reuniones y hasta grandes eventos sin tener que moverse del hogar.

Le puede interesar:    Clientes podrían llevarse cuentas y préstamos al cambiar de banco

La nueva normalidad sorprende al país con más de 200 startups, y varias han surgido en medio de la pandemia.

“Todos los sectores aprendieron a las malas que necesitan de la tecnología para sobrevivir”, advierte Ximena Duque, presidenta de Fedesoft.

Según Colombia Fintech, el país ocupa el tercer lugar en Latinoamérica en emprendimientos de tecnología financiera, y se crece a un ritmo anual del 26 por ciento.

Entre los principales desarrollos están los de préstamos, con el 25 por ciento. Le siguen las fintech de pagos y remesas, con 22 por ciento; tecnologías empresariales para entidades financieras, con 14 por ciento, y las de gestión de finanzas empresariales, con 13 por ciento.

Entre las aplicaciones surgidas en medio de las necesidades actuales está una que busca facilitar a miles de venezolanos en Colombia la posibilidad de enviar dinero a sus familiares.

También le recomendamos:  Pandemia adelantó el cumplimiento de la meta de bancarización del país

Se trata de Valiu, plataforma creada por Simón Chamorro. En su primer año ha transferido 4,25 millones de dólares en más de 207.000 transacciones. No tendría mayor novedad si no fuera porque permite a quienes reciben las remesas protegerse de la fuerte inflación, en la medida que les permite ahorrar en dólares sintéticos respaldados con criptomonedas.

Chamorro, director de la compañía, dice que la idea surgió de la necesidad que tanto él como varios de sus amigos tenían de enviar dinero de forma segura al país vecino, donde, debido al control a las divisas, las ineficiencias del sistema y a que no hay casas de cambio ni transferencias bancarias, surgió un ‘mercado negro del dólar’ muy riesgoso porque roban a las personas, cobran en exceso y tardan días en entregar el dinero, si llega.

Quienes envían y quienes reciben bajan la aplicación y transfieren bolívares o dólares, que llegan a una cuenta bancaria en no más de 20 minutos.

El directivo dice que con la hiperinflación convienen más las remesas en dólares. “La persona puede hacerle seguimiento a la transacción en tiempo real, calcular la tasa de cambio, el momento en que llega la remesa”, explica.

Dice que la mejor alternativa es el envío de ‘dólares Valiu’, criptomoneda creada por los fundadores de la firma. Su transacción es inmediata y sin costo. Quien envía el dinero va a puntos de Baloto, Efecty, Servientrega o a través de PSE, carga la cantidad de dinero que remitirá a su familiar (dólar Valiu que tiene el mismo costo de la divisa), lo deposita en la billetera digital de su celular y lo transfiere a Venezuela.

La meta es llevar la aplicación a toda Latinoamérica donde hay venezolanos, empezando por Perú.

Democratización

Las pequeñas y medianas empresas, golpeadas en la pandemia, entre otras razones por la caída del uso del efectivo y el confinamiento, debieron acudir a diversas estrategias de pagos. Es ahí donde surge un datáfono diseñado para pymes.

José Vélez, cofundador de Pay U Latam y director ejecutivo de Bold, explica que se trata de un producto de fácil acceso, libre de tramitologías, que particulares y empresas pueden obtener en menos de 48 horas con tan solo responder 23 datos de un formulario que se encuentra habilitado en su plataforma.

“Vivimos un momento coyuntural en el que la inclusión financiera debe ser clave para el futuro de las empresas, en especial, de las más rezagadas en términos de desarrollo tecnológico. Hoy los pagos electrónicos son una realidad y, por ello, necesitamos apostarles a todas esas iniciativas que vayan en esa dirección”, dice.

Este datáfono genera reportes de las transacciones en tiempo real y permite recibir pagos desde 1.000 hasta 30 millones de pesos.

El directivo señaló que en solo cinco meses han colocado más de 1.500 datáfonos y proyecta llegar al cierre de octubre de 2021 con cerca de 16.000 unidades.

Vivimos un momento coyuntural en el que la inclusión financiera debe ser clave para el futuro de las empresas, en especial, de las más rezagadas en tecnología.

También habilitarán, en los próximos días, el servicio de link de pago, un producto complementario al datáfono en el que los comercios, a través de un enlace que puede ser enviado vía Whatsapp, pueden hacer el cobro, registro de pago y control de las ventas de manera automática.

Talento e ingenio ‘criollo’ de exportación

La fintech colombiana Zinobe, una de las firmas de más rápido crecimiento, incursionó en el exterior, a través de un joint venture con la compañía de servicios financieros Mexarrend, la segunda más grande de leasing en México.

Producto de esta alianza surgió Centeo (www.centeo.mx), plataforma a través de la cual impulsarán el acceso al crédito para pymes en dicho país.

“Estamos convencidos de que con las capacidades tecnológicas y de analítica que hemos desarrollado en Zinobe para nuestros productos Lineru y Aliatu, y la experiencia de Mexarrend, vamos a generar un impacto positivo en un sector desatendido”, afirmó Martín Schrimpff, socio fundador de Zinobe.

Encuentre también en Economía:

Imprudencias de algunas empresas en medio de la reactivación económica

Así quedan las nuevas tarifas del Runt

Así puede cambiarse de régimen pensional desde su casa

ECONOMÍA Y NEGOCIOS -