Economía

Con compra de BBVA Paraguay, así queda el imperio Gilinski

Con compra de BBVA Paraguay, así queda el imperio Gilinski

Un nuevo negocio, la compra del BBVA de Paraguay, se suma al imperio Gilinski, cuyo dueño, Jaime Gilinski, según Forbes, se ubicó en el 2018 como el segundo hombre más rico de Colombia, mientras que en el escalafón mundial ocupa el puesto 606 del ranking de billonarios del mundo.

La fortuna del grupo, del que también es propietario Gabriel, hijo de Jaime, sobrepasa los 3.700 millones de dólares. Sin embargo, según el portal LosDatos.com, en el 2017 sus operaciones combinadas en Colombia, Perú y Paraguay le representaron 10.000 millones de dólares en activos, ingresos por 850 millones de dólares y utilidades netas de 105 millones de dólares.

Con la nueva adquisición, estimada en 270 millones de dólares y que sería la segunda de este año después de la compra de la mitad de la revista Semana en Colombia, el Grupo suma propiedades, entre las que se destacan el GNB Sudarmeris (Gilinski National Bank, que opera en Perú, Paraguay, Uruguay y Colombia). En la lista también entra Plásticos Rimax, golosinas Yupi y productos de aseo Bon Brill, esta última, fue precisamente una de las primeras del hoy poderoso grupo económico.

Las fusiones y adquisiciones son la principal estrategia de la cabeza de este conglomerado que proviene de una próspera dinastía de inmigrantes israelíes con raíces en Lituania, llegados a Colombia hace en los años 20 del siglo pasado.

Productos de aseo Bon Brill, esta última, fue precisamente una de las primeras del hoy poderoso grupo económico

Dentro de los activos de Gilinski, quien tiene su residencia principal en Londres, están algunas propiedades inmobiliarias en Nueva York, Panamá, Miami y Cali. Esta ciudad colombiana es de particular afecto para esta familia, teniendo en cuenta que fue allí donde pusieron las primeras bases del imperio económico que tienen hoy.

De hecho, Gilinsnki también incursionó en el sector inmobiliario, a través de la reconstrucción de la base de la Fuerza Aérea Howard de los EE. UU junto al Canal de Panamá, en compañía de los hermanos multimillonarios británicos Ian y Richard Livingstone.

Banqueros por excelencia

Pese a que la diversificación ha sido clave para este grupo, el negocio bancario ha estado muy presente en su historia. De hecho, Jaime Gilinski fue empleado en ell banco de inversión Morgan Stanley. Así, además del Banco GNB Sudameris incursionaron en la filial colombiana del Banco de Crédito y Comercio Internacional (BCCI), entidad que a nivel mundial se vio envuelta en un escándalo de corrupción.

Tras inyectarle recursos, le cambiaron el nombre por Banco Andino, y al cabo de menos de 3 tres años estaba saneado y convertido en el séptimo establecimiento más eficiente del sistema financiero colombiano. Posteriormente, Banandino fue vendido al Banco Popular de Ecuador.

En la misma línea, compraron el Banco de Bancolombia en 1994, luego lo fusionaron con el Banco Industrial Colombiano (BIC), pero este negocio, con el pasar del tiempo, los envolvió en un nuevo lío por lo que finalmente se retiraron. Entre 2012 y 2013 empezaron con el Banco Sudameris y las operaciones del banco inglés HSBC en Colombia, Perú y Paraguay. En esa misma época Gilinski inyectó 650 millones de euros al Banco de España y tras comprar otras acciones, llegó en el 2014 a controlar el 7,5 por ciento del establecimiento financiero europeo.

Ahora, de nuevo, con la compra de BBVA en Paraguay, amplían su brazo en el sector financiero del mundo.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS