Economía

Abecé del empleo público para jóvenes sin pedirles experiencia

Abecé del empleo público para jóvenes sin pedirles experiencia

En cumplimiento del artículo 196 del Plan Nacional de Desarrollo, que señala que el Estado y sus entidades de su nómina tienen que avanzar para que un 10 por ciento, como mínimo, esté en jóvenes entre 18 y 28 años de edad, sin tener que acreditar experiencia, el Gobierno, a través del Departamento Administrativo de la Función Pública, expidió recientemente el decreto 2365 de 2019, que reglamenta esta directriz.

Según el presidente Iván Duque, para acelerar la implementación de la medida en todas las entidades del Estado, se expedirá una directiva presidencial, cuyo cumplimiento quedó a cargo de del Departamento Administrativo de la Función Pública.

Estos son los lineamientos del decreto para que los jóvenes sin experiencia puedan iniciar su vida laboral en las instituciones públicas:

  • En la adopción o modificación de sus plantas de personal permanente o temporal, el 10 por ciento de los nuevos empleos, no deberá exigir experiencia profesional para el nivel profesional, con el fin de viabilizar la vinculación al servicio público de los jóvenes entre 18 y 28 años.
  • Cuando se creen nuevos empleos en el nivel profesional de la rama ejecutiva del orden nacional, el lineamento anterior se podrá cumplir a través de la creación de empleos hasta el grado 11 siempre que, en el respectivo manual de funciones y competencias laborales se permita acreditar la experiencia con las equivalencias consagradas en los decretos ley 770 y 785 de 2005, o en las normas que los reglamenten, modifiquen o sustituyan.
  • Para las entidades que cuentan con nomenclatura y escala salarial especial, el lineamiento del punto 2 se podrá cumplir a través de empleos que exijan hasta 48 meses de experiencia, siempre que en el respectivo manual de funciones y competencias laborales de la entidad permita acreditar la experiencia con la equivalencia que contemplen sus normas especiales.
  • Si hay vacancias definitivas en los empleos de carrera administrativa, los cuales se vayan a proveer transitoriamente a través de nombramiento provisional, se deberá dar prelación a los jóvenes entre 18 y 28 años, que cumplan con los requisitos para su desempeño, siempre y cuando se haya agotado el derecho preferencial de encargo.
  • Si se van a suplir empleos de la planta temporal ya existentes, y se agotó el procedimiento establecido respecto de su provisión, en condiciones de igualdad se deberá dar prelación a los jóvenes entre 18 y 28 años, que cumplan con los requisitos para su desempeño.
Jóvenes que pasaron por el ICBF tendrán prioridad

La nueva norma señala, además, que cumpliendo los lineamientos de inclusión laboral consagrados en el Plan de Desarrollo, cuando una entidad pública adelante modificaciones a la planta de personal permanente o cree una planta temporal, se deberá dar prioridad, en condiciones de igualdad, a los jóvenes entre los 18 y 28 años que estuvieron bajo custodia y protección del Sistema Nacional de Bienestar Familiar, siempre que reúnan los requisitos para el desempeño de los cargos.

Se considera que un joven del Sistema Nacional de Bienestar Familiar a aquel que estuvo bajo medida de protección del Instituto Colombiano de Bienestar Familiar en las modalidades de internado u hogar sustituto, a aquellos que ingresaron al Sistema de Responsabilidad Penal para Adolescentes y cumplen con los criterios de certificación establecidos por ICBF o hicieron parte de la oferta de atención en prevención con énfasis en la garantía del derecho al trabajo protegido.

En la actualidad, el 40 % de los 1.200.000 empleados públicos tiene entre 50 y 60 años, y menos del 0,5% tiene entre 18 y 28 años.


El director del Departamento Administrativo de la Función Pública, Fernando Grillo, indicó que la entidad a su cargo va a controlar que las 6.200 entidades del Estado colombiano les permitan a jóvenes entre 18 y 28 años ingresar con facilidad al Estado, eso mediante la inspección y vigilancia de los manuales de funciones y requisitos, y con el fin de fomentar el primer empleo en la administración pública”, explicó el director Grillo.

En la actualidad, el 40 por ciento de los 1.200.000 empleados públicos tiene entre 50 y 60 años, y menos del 0,5 por ciento tiene entre 18 y 28 años.

Antes del decreto, un recién egresado no podía aspirar a un cargo en el nivel profesional, ya que como requisito principal debía tener un año mínimo de experiencia laboral.
© ECONOMÍA Y NEGOCIOS –