Deportes

Al Once Caldas femenino lo acompañó el apoyo de los hinchas

Al Once Caldas femenino lo acompañó el apoyo de los hinchas
Once Caldas femenino perdió 0-6 ante el Deportivo Independiente Medellín.

MANIZALES

La tribuna Occidental del estadio Palogrande se llenó ayer de aficionados que no quisieron perder el debut del Once Caldas femenino en este escenario deportivo, el más importante de fútbol en Manizales. El respaldo se notó incluso antes del pitazo inicial, debido a los espectadores que aplaudieron al Blanco cuando salió para el entrenamiento previo al encuentro de la Liga Águila Femenina.

Entre ellos estaba Norma Clemencia Rico, quien soplaba una vuvuzela: "Esto lo necesitaba la ciudad. Hay que sacarle provecho a este grupo de niñas para el futuro. Es un gran apoyo para ellas". Luego retumbaron los tambores en un extremo de la tribuna, en donde también se escucharon los cánticos de los hinchas. El clima ayudó también, gracias a una tarde soleada que influyó en la nutrida asistencia.

El partido empezó a las 3:00 p.m. El rival, el Deportivo Independiente Medellín, demostró un dominio del juego desde los primeros minutos, con llegadas y remates al arco de Katherín Gómez. Al Once Caldas le costaba atravesar su territorio, pero lo hizo en escasas ocasiones (como en el minuto 11) para generar opciones de riesgo que no se convirtieron en goles.

El partido finalizó 6-0 a favor del club antioqueño, que capitalizó oportunidades y fue efectivo al marcar. El primer gol fue temprano, al minuto 13 de la primera mitad. Un cabezazo de Tatiana Castañeda, a quien las defensas del Once no lograron marcar. Un autogol del Blanco al minuto 17 aumentó la ventaja del club rojiazul, quien incrementó el marcador al minuto 27, gracias a un tiro libre que cayó servido nuevamente para Castañeda, quien cabeceó y envió la pelota al fondo de la red.

Esto afectó física y anímicamente al Once, quien llegaba menos al arco rival. El gol del DIM llegó al minuto 31, cortesía de Yisela Cuesta, quien recibió el balón en el área y pateó para el 4-0. Así terminó el primer tiempo, instante en que los espectadores aplaudieron a las jugadoras para motivarlas. A pesar de la derrota, el público no paró de vitorear a las futbolistas del Blanco.

El quinto gol fue durante los primeros minutos del segundo tiempo, gracias a un remate de tiro libre de Paula Botero. Al minuto 20 de la segunda mitad se decretó tiro penal a favor del equipo de Medellín, que puso el 6-0 luego de que Laura Aguirre anotó. De ahí en adelante, el Once Caldas recuperó la pelota y generó opciones en el arco rival. El balón pasó cerca o fue alejado de la zona de riesgo, gracias a la portera del DIM, Alexandra Avendaño. Los asistentes se quedaron con las ganas de celebrar un tanto del Once.

Nuevamente, aplausos para las chicas del Blanco luego del pitazo final. Entre espectadores se escuchó que el proceso del Once Caldas femenino apenas comienza, así que hay que tener paciencia mientras el proyecto se afianza y adquiere experiencia: "Muy bueno que les den la oportunidad. Hay que fomentar el fútbol femenino", comentó Liliana Gañán.